JARABE PARA LA TOS DE CEBOLLA Y MIEL

Resultado de imagen para jarabe para la tos de cebolla y miel
mamadre
El jarabe de cebolla y miel es otro de los remedios clásicos que funciona. 
 No tiene contraindicaciones, es barato, sueles tener los ingredientes a mano, sencillo y natural.
Prueba a hacerlo y verás cómo funciona.
La miel y el limón mejora el sabor el sabor de  la cebolla

Ingredientes:
Una cebolla mediana,
dos vasos de agua,
el zumo de un limón,
dos cucharaditas de miel.
Preparación:
En un cazo, echa los dos vasos de agua, corta la cebolla en trozos grandes y hierve durante unos quince minutos,
Deja reposar cinco minutos más.
Cuela y añade dos cucharaditas de miel,
En el momento de tomarlo, añade el zumo de limón,
toma dos o tres veces al día.(una cucharada grande, o dos pequeñas)
No dejes más de dos días el jarabe.

La cebolla: “facilita la expectoración, calma la tos y la irritación de las vías respiratorias. Cocida y aplicada en cataplasmas es eficaz en bronquitis, laringitis y afecciones de las vías respiratorias”. En general, ayuda a mejorar nuestras defensas.

PREVENIR LOS RESFRIADOS:
Evita tener los piés fríos. Por este motivo, se pueden coger muchos resfriados. Mantén los piés calientes, con ropa de abrigo (calcetines), bolsas calientes (agua o huesos de cereza). Si tienes los piés helados, date un baño caliente. Eso hará que calientes el cuerpo.
Y algo que funciona muy bien es un masaje en los piés con aceite de oliva. Eso estimula la circulación, y entrarás en calor.
Bebe muchos líquidos: Agua sobre todo. Durante todo el día. Infusiones de hinojo, tomillo. De esta forma la mucosidad será más líquida y así más fácil de expulsar.
Aumenta las defensas. Toma muchas frutas y verduras, sobre todo con aporte de Vitamina C. Zumos de naranja, limón con miel, etc.
Abrígate antes de salir. Sobre todo, cuando las temperaturas son muy bajas, se debe proteger la garganta con bufandas.
Si notas los primeros síntomas de resfriado, toma agua caliente con zumo de limón y miel, dos o tres veces al día. Antiguamente se creía que un vaso de leche caliente y miel aliviaría el resfriado. Ahora se ha comprobado que la leche produce mucosidad, por eso es mejor sustituirla por agua. O zumo de naranja con miel. ¡Funciona!
Ventila la habitación. Renovar el aire evita que los gérmenes permanezcan. Con diez minutos es suficiente. Incluso puedes hacerlo a primera hora de la mañana.
La higiene. Sobre todo lavarse bien las manos. Es la parte del cuerpo que está más expuesta a los gérmenes y bacterias (sitios cerrados, comercios, oficinas, colegios, etc...), y una de las principales vías de contagio. Por eso es tan importante el aseo diario, sobre todo al llegar a casa.
Evita los cambios bruscos de temperatura. Descansa. Evita el estrés y el exceso de trabajo.

"Un resfriado con medicamentos dura siete días y sin medicamentos una semana".

Los medicamentos no curarán el resfriado. El virus ya se ha instalado. Lo que harán será aliviar los síntomas (fiebre, dolor de cabeza, dolor de oídos y garganta, etc.), pero a la vez pueden producir otros efectos secundarios.

Si no es muy grave, siempre será mejor los remedios caseros y naturales.

SAIKU


Gracias por leer, comentar y compartir las notas.


Puedes suscribirte de forma gratuita a nuestro blog y recibir todas las publicaciones en tu correo. Sólo tienes que poner tu dirección de e-mail en el gadget de la derecha

No hay comentarios:

Publicar un comentario