BRONCOESPASMOS.



Los broncoespasmos se producen cuando se inflama el interior de la mucosa interna de los bronquios, ocasionando una disminución en su diámetro, produciendo que entre menos aire a los pulmones.

De esta manera, se aumenta la frecuencia respiratoria y se produce tos


Las causas del broncoespasmo son diversas y van desde:

Inflamación del Bronquios: es cuando se produce un estrechamiento del bronquio impidiendo la entrada del aire.
Broncoespasmo Inducido por ejercicios: este aparece luego de realizar una actividad física ya sea moderada o intensa.
Hiperactividad Bronquial: causada por una hipersensibilidad, o una reacción exagerada a algunos estímulos que en otras personas son normales.
Bronqueoespasmo Paradójico: es una obstrucción de las vías respiratorias causado por un bronquio dilatador.


Si bien es un problema que requiere de cuidado, puedes emplear remedios naturales para tratarlos.




Jarabe de cebolla 

Contiene flavonoides (esta sustancia ayuda a prevenir coágulos sanguíneos), es antibiótica, expectorante, mucolítica, antiasmática, alivia una gran diversidad de problemas pulmonares como bronquitis y neumonia, contiene potasio, vitamina C, B1, B2 y A, reduce los niveles de glucosa en la sangre, por esta razón resulta ser muy efectivo para tratar problemas de diabetes.

La Universidad de Ludwig Maximilians de Múnich (Alemania) comprobó que el tiosulfinato que se encuentra en el aceite esencial de la cebolla produce dilatación de los bronquios y frena la reacción alérgica controlando de este modo el asma.

Ingredientes:

1 Cebolla mediana
1/2 litro de agua
2 astilla de canela
1 Limón

Preparación: lavar y cortar el limón, pelar y cortar  la cebolla, poner a hervir con el agua  y la canela por unos 10 minutos, retirar del fuego, colar, endulzar con miel al gusto.

Menta 

Es antihistamínica, mezclada con su fuerte y refrescante olor la convierte en una opción viable para tratar los problemas respiratorios como congestiones nasales y de las inflamaciones de los bronquios. Según una investigación publicada por el Journal of Ethnopharmacology (Revista de  Etnofarmacología), en la edición del 2010, concluyeron que la menta tiene propiedades descongestionantes y antiespasmódicas que ayudan a relajar los músculos del tracto respiratorio.

Ingredientes:

4 ramitos hojas de menta
2 Tazas de Agua
Preparación: hervir las hojas de menta con el agua por unos 3 minutos colar y tomar 2 veces al día.


 Jengibre 

El jengibre tiene varias propiedades expectorantes su consumo ayuda disminuir la viscosidad de las flemas, dilata los bronquios, es anti-bacteriano, antiinflamatorio y antiséptico, elimina los dolores causados por la migraña, disminuye la inflamación estomacal, es ideal para tratar problemas del tracto respiratorio, reduce el colesterol malo, mejora los dolores menstruales, elimina las náuseas. Ayuda a bajar de peso, es ideal para tratar la sinusitis, así como regular los niveles de azúcar en la sangre.

 Ingredientes:

6 onzas de Jengibre cortado
1/2 litro de agua
1/2 Taza de jugo de Limón
Preparación: lavar, pelar y cortar en rodajas el jengibre, poner a hervir con el agua por unos 15 minutos, retirar del fuego colar agregar el  jugo de limón, endulzar con miel al gusto.


Tomillo

El tomillo tiene vitamina B1, vitamina C, saponina, evita espasmos intestinales, favorece el apetito, elimina los parásitos intestinales, es un excelente antimicrobiano, combate la gripe. Es antiséptico, resulta efectivo para curar heridas infectadas, ayuda a expulsar los gases, calma los dolores de cabeza producidos por nervios, tiene extraordinarias propiedades expectorantes, ayuda la expulsión de mucosidad de las vías respiratorias favoreciendo su uso en casos de bronquitis, asma y tos, elimina el mal aliento y ayuda tratar infecciones urinarias. Para tratar el broncoespasmo puede usarlo como té o inhalar su aroma (en forma de vapores).

Ingredientes:

1/2 Litro agua
2 Cucharadas soperas de tomillo
Preparación: hervir los ingredientes por unos 6 minutos, dejar enfriar y colar, luego tomar dos veces al día.


Una buena infusión preparada con algunos ingredientes tradicionales para esta clase de problemas, tal el caso del orégano o la canela, para beber bien caliente antes de ir a dormir.

Los vahos son muy eficaces para aliviar los broncoespamos y la tos que producen.Se hacen con agua hirviendoy algunas hojas como las de eucalipto, menta, tomillo, romero...

Cuando la mezcla esté en ebullición,retirarla del fuego y arrimar la cabeza envuelta en una toalla e inhalar fuertemente (cuidado con esto!, hacerlo con precaución para no quemarse!).




Si te ha interesado este artículo, compártelo para sí ayudar a más personas a conocer estos datos fundamentales.

Y si tienes algo que comentar, no dudes de hacerlo

http://saikualternativo.blogspot.com.ar/



SAIKU


 Puedes suscribirte de forma gratuita a nuestro blog y recibir todas las publicaciones en tu correo. Sólo tienes que poner tu dirección de e-mail en el gadget de la derecha.

No hay comentarios:

Publicar un comentario